domingo, 29 de abril de 2012

El año bisiesto es necesario

Hace dos meses se introdujo un día más (29 de febrero, día bisiesto) en el calendario gregoriano de este año 2012.
¿Sabe qué pasaría si esto no se hace?

12-19-9-2-7   4Manik 0Pop.
Pero primero, tratemos de contestar esta pregunta. ¿Para qué se utiliza un calendario?
Me gusta la definición que aparece en Wiki pedía: El calendario (del latín calenda) es una cuenta sistematizada del transcurso del tiempo, utilizado para la organización cronológica de las actividades humanas.

Normalmente un calendario se organiza siguiendo ciclos de la naturaleza, que son de alguna importancia para una determinada sociedad, puede ser un ciclo corto como el de las lunaciones, o intermedio como la revolución de la Tierra alrededor del Sol. Considero que para nuestro planeta y sus habitantes éste último es el ciclo más apropiado, por su tamaño, significado y porque requiere menos ajustes (lea en mi blog “260 días entre un sol cenital y el siguiente”).
11-5-19-17-7      7Manik  0Pop.

Un calendario debe estar basado en ciclos que se repitan un número significativo de veces, dentro del período de vida de un ser humano, para que pueda apreciar sus retornos, aprender a distinguirlos y usarlos con ventaja, es decir para que sea una ayuda en su cuenta del tiempo.
Un calendario con ciclos largos de 20, 50, o más años, no me parece de mucha ayuda en la cotidianidad del ser humano. 
Tampoco con ciclos muy cortos como de 29/28 días (lunar) ni aún de 260 días como el Tzolkin, por la cantidad de ajustes que hay que hacerles para mantenerlos caminando parejo con la naturaleza. A menos que esto no sea de importancia para el usuario y no se reajusten, lo cual es perfectamente válido, si el calendario obedece a un fin más importante para el pueblo que lo usa (lea en mi blog “Ciclos en el tiempo”).
8-15-5-1-2     7Ik  0Pop.

Un calendario solar está diseñado con base al movimiento de la Tierra alrededor del Sol y es un reflejo de su posición, estaciones y clima. Obviamente necesita ajustes periódicos para funcionar con un número entero de días, digamos 365/366 que son los valores más cercanos a la duración de una órbita completa de la Tierra alrededor del Sol (365.24219 días). 
Pero cualquier calendario que cuenta días en números enteros, obviamente necesita ajustarse.

Todos los pueblos que usan calendarios solares, quizás solo son conscientes de la aparente incomodidad que causa un día más en febrero, en años bisiestos. 
No vemos el aporte del ajuste, que por siglos ha logrado mantener, que en febrero de cada año haya clima frío, nieve, etc., en la Zona Templada del Norte, o que en Costa Rica siempre a partir de mayo, esperemos lluvia.
El clima repetitivo y el mismo cielo nocturno durante los mismos meses del año, nos lo recuerda un calendario solar ajustado periódicamente, para que ese acople y prácticamente no cambie. Eso la humanidad lo ha considerado importante, desde que los egipcios diseñaron uno de los primeros calendarios solares, hace unos 5 000 años.

En la tabla que aparece al final, observe como en un calendario de 365 días como el Haab maya, el inicio de cada año (0 Pop) se va atrasando un día cada cuatro años.
¿Cuánto será el atraso en la vida de una persona, o en cien, o mil años? (Lea en mi blog “Nací el 12•16•9•5•0 11Ahau 13Cumku”).
El Haab no hace correcciones para mantener un acople cercano, entre el conteo de enteros y la cantidad con decimales del número de días de una órbita terrestre. 
Entonces, los fenómenos naturales como las crecidas del Nilo, el clima, el aspecto del cielo nocturno, los solsticios y los equinoccios, perihelios y afelios, salidas heliacales de planetas y estrellas, etc., se deslizan prácticamente por todas las fechas del calendario (vea la tabla).
Esto puede comprobarlo con base en la fecha del calendario gregoriano (tercera columna), ¡que sabemos!, sí los mantiene más o menos fijos y acoplados, desde hace muchos siglos.
Puede investigar otras fechas con el siguiente software: http://users.hartwick.edu/hartleyc/mayacalendar/mayacalendar.html

6-4-11-3-2     8Ik  0Pop.
Sabemos de la brisa navideña, las noches frescas, el cielo despejado, de Orión y sus vecinos altos en el cielo nocturno y que la brillante estrella Sirio del Can Mayor, está culminando a media noche, porque el calendario que usamos nos lo recuerda; nos dice que son las cero horas del día primero de enero y para esa fecha -eso siempre sucede-. 
Si el calendario no estuviese acoplado, tendríamos que llevar otras cuentas del tiempo, que quizás no sabríamos hacer de manera expedita.
Entonces el calendario que usamos, con sus imperfecciones y su ajuste en febrero cada cuatro años, que a ratos no entendemos, es realmente una buena herramienta para sistematizar el transcurso del tiempo y hacernos más fácil esa parte de nuestra vida. 
El calendario gregoriano aunque no puede tener un acople exacto (también todos los demás) con la naturaleza, tiene una precisión aceptable y la manera de mantenerlo acoplado con algunos fenómenos astronómicos es simple y fácil de aplicar.
Desde luego podemos decidir usar otros calendarios y como en todo, eso conllevará  sus particulares consecuencias. ¡A gusto del cliente! 
Note que durante cuatro años seguidos el inicio del año en el Haab y la Cuenta Larga, ajustan bien con un calendario astronómico-solar, pero cad cinco años se produce un desajuste, debido a que no se hace la inserción de un día bisiesto.


Primer día del Haab:
0 Pop
El cambio de un dígito en el tercer nivel de la cuenta larga es  un inicio de ciclo
Fecha según calendario gregoriano
0Pop•5Caban
1•3•0•3•5•17
1 abril 2016
0Pop•4Eb
1•3•0•2•5•12
2 abril 2015
0Pop•3Manik
1•3•0•1•5•7
2 abril 2014
0Pop•2Ik
1•3•0•0•5•2
2 abril 2013
0Pop•1Caban
12•19•194•17
2 abril 2012
0Pop•13 Eb
12•19•18•4•12
3 abril 2011


0Pop•12Manik
12•19•17•4•7
3 abril 2010
0Pop •11Ik
12•19•164•2
3 abril 2009
0Pop•10aban
12•19•15•3•17
3 abril 2008


0Pop•9Eb 
12•19•14•3•2
4 abril 2007
0Pop•4Manik
12•19• 9•2•7
5 abril 2002
0Pop•7Caban
12•18•1817•17
7 abril 1992
0Pop•3Manik
12•16•8•5•7
20 abril 1942
0Pop•13Manik
12•11•6•16•7
14 mayo 1842
0Pop•7Manik
11•5•19•17•7
4 setiembre 1342
0Pop•13Ik
10• 0•12•0•2
7 enero 842
0Pop•7Ik
8•15•5•1•2
12 mayo 342
0Pop•8Ik
6• 4•11•3•2
17 enero 658 a.C.
 

domingo, 22 de abril de 2012

Inclinación de la eclíptica respecto al horizonte

En una entrada anterior sobre la inclinación de los cuernos de la luna, se dijo que dicha inclinación depende fundamentalmente de cuán inclinada esté la eclíptica respecto al horizonte, de la latitud del sitio de observación y de la fecha”.
Eclíptica y ecuador celeste.
Un lector me dice que si la inclinación de la eclíptica es 23.5°, ¿cómo puede entonces cambiar?
Bueno amigo, quiero decirle que el ángulo que se mantiene bastante fijo es entre el plano de la eclíptica y el plano del ecuador celeste, lo que llamamos la oblicuidad de la eclíptica, que en este año 2012 es 23° 26′ 16″ (23.4377º). Parece que la obliquidad varía entre  22.1° y 24.5° en un período de 41 000 años.

Sin embargo, el valor que cambia, aludido en la entrada citada arriba es entre la eclíptica y el horizonte del observador, de especial interés en las vecindades de la luna nueva, poco antes (poco después) de la salida (puesta) del Sol, para tener la oportunidad (o no), de observar un cachito de luna sonriente.
El cambio más notorio entre la eclíptica y el horizonte, ocurre durante las 24 horas del día, debido a la rotación de la Tierra.
1 de enero/2013; 17:15
Starry Night
Observe de las 19 a las 5, en una noche que haya planetas del Este hasta el Oeste, que le servirán de guía. Póngale atención al ángulo que forma la curva en que están los planetas (la eclíptica) con el horizonte, no a los planetas en sí.
Seguro también ha observado el cambio de orientación de la banda de estrellas y nebulosas de  la Vía Láctea (del Ecuador Galáctico), tendida desde Cassiopeia hasta Crux  y vuelta desde Centaurus hasta Cepheus. En este caso está mirando el Ecuador Galáctico, pero de esto hablaremos próximamente.
Observe y registre ambas curvas, distinga una de la otra y note como cambia la inclinación de los planos que las contienen, respecto al plano del horizonte.

http://physics.weber.edu/schroeder
/ua/SunAndSeasons.html
Volvamos a concentrarnos en la eclíptica y el horizonte.
Para un observador en uno de los polos de la Tierra (latitud: φ= ± 90°), su horizonte es, desde luego, tangente a la superficie terrestre en dicho punto, es decir paralelo al ecuador de la Tierra y entonces, paralelo al ecuador celeste.
El ángulo entre la eclíptica y el horizonte para ese observador puede variar entre ±23.5°, dependiendo de la fecha.
Esto es la causa de los seis meses de día y 6 meses de noche en las zonas polares, También del Sol justamente en el horizonte los días del equinoccio, y a una altitud de +23.5° en el solsticio de verano y de -23.5° en el solsticio de invierno. ¡Pero solo en el polo geográfico de la Tierra!

Para un observador en el ecuador de la Tierra, digamos en Quito, Ecuador (φ= 0°), el ecuador celeste sería perpendicular a su horizonte, pasa por su cenit. El ángulo entre la eclíptica y el horizonte de este observador “quiteño”, puede variar entre 90° ± 23.5°, esto es, entre un valor máximo de 113.5° y un valor mínimo de 66.5°, dependiendo de la fecha y de la hora del día.
Esto es, 23.5° hacia el norte del plano vertical primario el día del solsticio de verano, y 23.5° al sur de dicho plano en el solsticio de invierno, y paralelo a dicho plano durante los equinoccios, dependiendo de la hora.

18 de mayo 2013; 17:45
Starry Night
.
Si estudiamos la figura 3, podemos comprobar, con un poquito de análisis geométrico, que el ángulo entre el ecuador celeste y el horizonte de un observador a una latitud φ es: 90°-φ. Entonces el ángulo entre la eclíptica y el horizonte de un observador varía entre: 90° - φ ± 23.5°.
Por ejemplo, para Costa Rica (φpromedio= 10° N), dicha variación sería: 80° ± 23.5°, esto es, entre un ángulo máximo de 103.5° y un ángulo mínimo de 56.5°, dependiendo de la fecha y la hora.

Todo lo dicho anteriormente usted puede verificarlo si usa un planetario como Stellarium o Starry Night. Inserte la latitud del punto de observación, la fecha, el acimut Este u Oeste y haga un barrido con la hora del día.
¿Sabía que si está en el círculo polar ártico o en el círculo polar antártico (latitud ± 66.5°), en la fecha del solsticio de verano respectivo, la eclíptica será, a cierta hora, paralela al horizonte? Verifíquelo.

¿Para qué nos puede interesar el ángulo entre la eclíptica y el horizonte, especialmente si dicho ángulo es cercano a los 90°, a la salida y la puesta del Sol?
Bueno ya vimos que para observar un cachito de luna sonriente.
Pero también, para observar y fotografiar la Luz Zodiacal y el Gengenchein, de los cuales hablaremos cuando consiga tomarles una buena fotografía.

Para encontrar algunas fechas en que la eclíptica es perpendicular al horizonte, en su localidad, utilice un software planetario, coloque una hora cercana al orto o al ocaso del Sol (al Este, o al Oeste, repectivamente); pida que muestre la eclíptica y haga un barrido de fechas (mantenga la hora) durante un año. Todos los años son esencialmente iguales.

lunes, 16 de abril de 2012

¡Esferas de piedra y Sol cenital en Finca 6!

Un lector de mi entrada en el blog de astronomía (El Sol sobre su cabeza), R.A. Brenes, hace un comentario sobre una posible correlación entre la pasada cenital del Sol y el alineamiento de tres esferas de piedra en Finca 6 con la salida del Sol el 13 de abril, motivado por un artículo de la periodista Andrea Solano B,que leyó en el periódico La Nación (Aldea Global).
Creo que el lector está en la pista correcta, por lo menos para formular una hipótesis y hacer una investigación.

Relacionado con la distribución geométrica de las esferas de piedra de Finca 6, en Palmar Sur, nunca me ha parecido que se trate de alineamientos hacia direcciones exotéricas. Me parece apropiada la hipótesis de algunos arqueólogos, de que puedan estar relacionadas con simple y puro arte, encargado por caciques o sacerdotes, o con un fin más práctico; un calendario solar que indique la temporada para sembrar, viajar, comerciar, etc., muy relacionada con el clima más o menos repetitivo de unos meses particulares cada año.
Pero interpreto la sugerencia del señor Brenes, de manera específica; “para saber cuando el Sol pasará cenitalmente por la región”.
Esto siempre ha sido importante para los habitantes de la zona intertropical. Lea al respecto:

La pasada cenital del Sol por un sitio la considero equivalente a un solsticio, justamente en el Trópico de Cáncer o en del Capricornio. Marca un punto estratégico en la trayectoria del Sol; que se repetirá en Costa Rica, pero en dirección contraria en agosto y en la misma dirección exactamente en un año. Fácilmente puede interpretarse como el momento apropiado para celebrar al Sol, agradecer su presencia cenital a medio día y para tomar decisiones. Esperar que no se aleje mucho hacia el norte, que se devuelva pronto (en agosto) y que regrese desde el Sur exactamente en un año.

Ahora quiero recordarle el simple hecho astronómico, que se repite dos veces al año en la región intertropical: “El día en que el sol tiene la misma declinación que la latitud de su localidad, el Sol pasará cenitalmente a la hora del mediodía solar.”

Para seguir investigando, necesito algo que no he encontrado en ningún sitio hasta ahora; algún lector me puede proporcionar la latitud geográfica del sitio donde están las esferas de piedra en finca 6.

Para lo que sigue usaré las coordenadas de Finca 6, que especifica Google Earth: 8° 55’ 15.32” N; 83° 27’ 48.25 Oeste”.

En el sitio Data Services del USNO, se dan las siguientes declinaciones para el sol:
10/04/2012: 8° 00’ 59.33”
11/04/2012: 8° 23’ 04.65”
12/04/2012: 8° 45’ 01.65”
13/04/2012: 9° 06’ 49.99”
14/04/2012: 9° 28’ 29.32”

Me parecen correctas para la pasada cenital del Sol en la Zona Sur del País y congruentes con la incertidumbre en la latitud del sitio (que yo tengo) y, el cambio producido por la precesión del eje de rotación de la Tierra en los últimos 1500 años.
De momento no dispongo de información precisa sobre el Sol, para la época aproximada en que las esferas fueron colocadas, pero una herramienta bastante satisfactoria para un aficionado a la astronomía como yo, puede ser el planetario Starry Night. Veamos lo que reporta:
10/04/500:          8° 39’ 55.5”
7//04/1000:        8° 59’ 42.3”
5/04/1200:          8° 49’ 54.5”.

Así que la sugerencia del Sr. Brenes, parece tener buena base, como para hacer una investigación en la que se determine el alineamiento y la pasada cenital con más precisión.
Inclusive el comentario del arqueólogo Francisco Corrales tiene consistencia; si este año el alineamiento perfecto fue el 13 de abril, lógicamente el año pasado debió ser el día 12, puesto que al ser 2012 bisiesto, la fecha se atrasa un día, pero no el fenómeno astronómico.
Sería interesante investigar éstas y las otras esferas, que tienen un alineamiento diferente.


¿También estarán alineadas con la salida del Sol, para la fecha de la pasada cenital a finales de agosto?

¿Supongo que puede verse la salida (orto) del Sol, desde el sitio?