miércoles, 11 de abril de 2012

1856- La noche tras la batalla de Rivas-

¿Cómo estuvo el cielo nocturno, después de la Batalla de Rivas del 11/04/1856?
Si contesta que esencialmente el mismo que hoy, excepto por la posición y fases de la Luna y los planetas, estará en lo correcto.

¿Y el Sol?
También en la misma constelación que hoy, y casi con las mismas coordenadas ecuatoriales, sólo que posiblemente, en una etapa diferente de su ciclo de actividad.
Según el planetario Night Vision, en 1856 tenía una ascensión recta de 1hora 21minutos 54.1 segundos. Hoy α= 1hora 22minutos 43.3segundos.

La precesión del eje de rotación de la Tierra afecta a la posición de las estrellas en la esfera celeste, de manera simple y relativamente fácil de analizar. Un desplazamiento angular de 360° (una vuelta) en 25776 años, equivale a 50.29” (segundos de arco) por año, o sea un cambio de unos 2.18° (¡cuatro lunas llenas!) en 156 años.
Sin embargo, 156 años de cambios precesionales, desde 1856, no han producido una diferencia significativa en el cielo de fondo, para observaciones casuales al ojo desnudo y con los instrumentos que usamos los aficionados a la astronomía.
11 de abril de1856; 15:00.
11 de abril de 2012; 15:00.

Veamos cómo fue en 1856 y cómo es hoy:
11/04/1856; 19:00.
  • El Sol en Pisces, seguro cansado de presenciar los acontecimientos de la batalla, se ocultó a las 17:47.
    Hoy hace más o menos lo mismo.
  • La Luna en Gemini, cerca de la estrella Pollux. Se había levantado a las 11:08 y estuvo contemplando lo que había pasado hasta poquito después de media noche.
    ¿Puede deducir la fase, basándose en su posición relativa al Sol (figura 1)?
    Hoy no aparece en la figura 2, pues está en la frontera entre Sagittarius y Ophiuchus (no representada en el mapa)
  • Mercurio en la constelación Cetus, por esa interesante esquina donde pasa la eclíptica, y el Sol permanece allí solo unas horas. Como se había levantado con Venus, Júpiter y el Sol, no se dejó ver ni en el crepúsculo vespertino, porque se ocultó a las 16:47.
    Hoy también en Pisces, pero cerca de la frontera con Aquarius.
  • Venus por el Oeste, muy cerquita de Júpiter (a menos de 2° de separación), también en Pisces, solo que de día. Se ocultaron a las 16:02, con Mercurio como chaperón y con el Sol pisándoles sus talones.
    Aprovecharon eso sí, que el Sol y Mercurio aún dormían bajo la cobija del horizonte oriental, para verse de nuevo a las 04:02, el día 12.
    Hoy está en Taurus, luego de su visita a Las Pléyades la semana pasada.
    11/04/1856; 05:00.
  • En 1856 Marte estaba en Virgo (no está en la figura, encuéntrelo con Stellarium). Pero ya desde las 18 horas, cuando la claridad del Sol había pasado y luego de alcanzar una suficiente altura sobre el horizonte oriental, se dio cuenta de lo que habían hecho sus admiradores. Nada para celebrar, en una guerra todos pierden.
    Hoy está en la constelación Leo y casi a punto de invertir la dirección de su recorrido.
  • Júpiter, ni que se diga, con la mejor compañía que puede tener el jefe  del Olimpo, nada menos que con la diosa del amor, Venus. Como ya dijimos ambos en Pisces, presenciaron durante el día lo que sucedió en la batalla.
    Hoy un poco distanciado, en la constelación Aries.
  • Saturno en Taurus, muy cerca del Objeto Messier M1 (la nebulosa del Cangrejo), estuvo allí hasta que se ocultó a las 22:12.
    Hoy en la constelación Virgo, cerca de Spica.

No hay comentarios:

Publicar un comentario